Jueves, 09 Junio 2011 07:16

Proyecto: Jardín en miniatura Destacado

Escrito por
Valora este artículo
(3 votos)

Como os habréis dado cuenta, la mayoría de los proyectos que tenemos en la Asociación no están materializados. Algunos están funcionando ya en fase experimental pero, la mayoría, son ideas, ilusiones que ponemos en algo que, quizá con tiempo, dedicación y algo de ayuda, podamos algún día convertir en realidad.

El proyecto que vengo a proponer hoy es un jardín en miniatura. Una maqueta viva, con sus especies de árboles, arbustos, setos, trepadoras, vivaces e incluso césped, pero en un formato diminuto. Con sus fuentes y cascadas, sus desniveles, puentes, caminos, farolas,... Sin duda un aliciente para nuestros socios y amigos, una gran tarjeta de visita para nuestra Asociación y, por qué no, un estupendo reclamo turístico para nuestra ciudad.

Se trata de un tipo de jardín muy original, poco visto, sobre todo por el altísimo nivel de sofisticación técnica jardicultora que requiere. No sólo se trata de elegir una colección de especies difíciles de encontrar, ya que tienen poco porte y quedan relegadas en los jardines habituales (por eso son poco corrientes en los viveros), si no porque requiere una intensidad de mantenimiento y unos sistemas de riego, fuentes, iluminación,... prácticamente diseñados y fabricados a mano ya que, al ser algo tan infrecuente, tiene poca demanda.

EL ESPACIO

Al igual que cualquier otra maqueta, ya sea de trenes, escenas bélicas, arquitectónicas, belenes,... es conveniente situarlas a una altura tal que se aproxime a la vista cómodamente. De esta forma la apreciación de los detalles será mucho más fácil.

Por este motivo, los jardines en miniatura deben situarse en amplias jardineras de 80 cm a 1 metro de altura, aproximadamente, ya sea de ladrillo, mampostería o cualquier otro material estético que realce el conjunto. La superficie de la jardinera, donde se plantará el jardín, podría ser de entre 100 y 200 metros cuadrados, por lo que en las versiones de mayor superficie podremos desdoblarla en varias jardineras separadas por pasillos para los visitantes.

LAS ESPECIES

Entre las especies que utilizaremos, será necesario buscar aquellas que, de por sí, tengan no sólo una altura escasa, si no unas hojas de tamaño también reducido. También será necesario clasificar las especies para plantar aquellas que son más diminutas lejos del contorno de la jardinera (y de la vista de los visitantes) para mejorar todavía más el efecto de perspectiva.

Como césped, utilizaremos el que habitualmente se siembra en los green de los campos de golf: Agrostis stolonifera. Con hojas finísimas de color aguamarina verde, gracias a sus estolones y rizomas cortos, forma una alfombra densa y fina, verde azulado y que se mantiene todo el año. Se siega a una altura de 6 mm entre 2 y 3 veces por semana en verano.

Entre las plantas vivaces de flor, crearemos macizos utilizando una buena colección de especies denominadas "alpinas". Son de crecimiento bajo, muchas de ellas con porte almohadillado, con las que formaremos pequeños macizos de flor, combinando las pequeñas diferencias de altura entre unas y otras.

Entre los arbustos de flor, por supuesto se hará una selección de variedades de rosal miniatura, elijiendo aquellas variedades con menor porte y con flor más pequeña.

Entre los arbustos de frutos decorativos, no nos podemos olvidar de la Nertera granadensis (imagen siguiente).

Para los árboles, en principio utilizaremos especies y técnicas propias del cultivo de bonsáis. Para ello estableceremos una colaboración con nuestra asociación hermana Asociación club Bonsái Alovera, a la que solicitaremos asesoramiento para el proyecto.

Entre las coníferas, afortunadamente podremos aprovechar el gran número de variedades enanas, elijiendo entre ellas las más pequeñas y compactas.

Entre los bulbos, utilizaremos variedades pequeñas de narcisos, iris, muscaris,.. para lo que será necesario realizar una tarea de preselección y búsqueda de las variedades más adecuadas.

Como setos, utilizaremos especies como Lonicera nítida o Buxus microphylla "Green Pillow", como el de la imagen siguiente.

Como trepadoras, quizá podamos utilizar la correhuela (Convolvulus arvensis), planta autóctona silvestre que parece una ipomea en formato pequeño.

Nota: Todas las imágenes de este artículo, salvo la primera y la del rosal miniatura, han sido vinculadas desde otras páginas web que no tienen nada que ver con el autor del artículo. Para conocer el origen de dichas imágenes, situa la flecha sobre ella y haz clic sobre el botón derecho del ratón. A continuación, la opción del menú desplegado de copiar la URL -o la ruta, según el navegador que uses- de la imagen en el portapapeles te permitirá conocer la web de origen. Por otro lado, puedes ampliar mis imágenes haciendo clic sobre ellas.

SISTEMA DE RIEGO

Un sistema de microaspersión, además de ser el sistema que ofrece una pulverización suficientemente delicada para no dañar las plantas de la colección, resulta muy indicado también como elemento decorativo.

JUEGOS DE AGUA

Será necesario realizar un diseño personalizado utilizando microbombas y creando pequeñas fuentes, cascadas, etc.

CONSTRUCCIONES

Pequeñas pérgolas, cenadores, puentes, esculturas,... Todo ello proporcionado al espacio que ocupen y diseñado y construído por el equipo del proyecto.

SISTEMA DE ILUMINACIÓN

Una adecuada iluminación LED, con pequeñas farolas "altas" para caminos y "bajas" para iluminar los macizos por la noche, será el complemento ideal para disfrutar del jardín en miniatura incluso durante las horas nocturnas. También los juegos de agua pueden disfrutar de una iluminación con un diseño específico, con distintos colores y programaciones desde dispositivos de control por microprocesador, al igual que para el control de los juegos de agua.

DIFICULTADES

Grande es el número de dificultades que habrá que resolver para que el proyecto acabe siendo una realidad. Una de ellas, la principal, elegir el sitio adecuado, a pleno sol sin duda ya que todas las especies que he nombrado (salvo quizá los muscaris) son especies que requieren imprescindiblemente sol directo.

En fin, lo que no nos debe faltar es ilusión. De momento lo que hay son sólo ideas. Ya iremos añadiendo cosas a nuestro proyecto.

Visto 9189 veces Modificado por última vez en Lunes, 17 Septiembre 2012 10:50